Lilypie Third Birthday tickers

Lilypie Third Birthday tickers

miércoles, 8 de octubre de 2008

El maravilloso mundo de los carritos gemelares

Hemos comenzado a investigar acerca de los carritos gemelares, y para el poco tiempo que le hemos dedicado, ya se está convirtiendo en un pequeño dolor de cabeza, que amenaza con acabar en auténtica jaqueca.

Todo aquel que haya pasado por el paso de comprar un carrito de bebé, aunque sea uniplaza, sabe que es un lío de modelos, y que elegir el ideal para tu caso es complicado por los múltiples factores a considerar: tamaño, peso, prestaciones, tu ascensor, el de tus padres, el maletero del coche... buf, que lio. 

Pues todo eso, trasplantado a los cochecitos gemelares, se multiplica por dos, o mejor, se eleva al cuadrado, y encima con otros muchos factores a tener en cuenta (¿se pueden poner los dos de frente, de espaldas, mirandose el uno al otro?, ¿las aceras por las que paso habitualmente son anchas o estrechas?, etc etc). Y para más dificultad, el número de modelos posibles es mucho más limitado que en el caso de carritos sencillos, y peor aún, verlos personalmente es dificil, sobre catálogo o internet es fácil, pero en persona no tanto. Y eso es importante, vimos este sábado uno de Jané que sobre el papel parecía grande pero razonable, y visto en persona es enorme.





Hay dos grandes grupos de modelos: los que van en linea (largos y estrechos) y los que van en paralelo (cortos y anchos). Los unos no caben en los ascensores, los otros no caben por las puertas. Hay que medir tu ascensor al milímetro para saber si va a caber, el nuestro es grande relativamente, 1,25 m de largo y 80 cm la puerta. Hay que ver como se van a plegar, para ver si cabrán en el coche, el nuestro no es pequeño pero tampoco es un monovolumen ¿cabrá plegado? ¿dejará sitio para algo más en el maletero? 




Dudas existenciales.

Mi conclusion por ahora es que no existe el modelo ideal, decidamos lo que decidamos no se van a satisfacer nuestras necesidades. Va a requerir un estudio dedicado.

Acepto sugerencias ;)

Rebuscando por internet he encontrado una exposición de cochecitos antiguos muy interesante, en el Museo de Viena. Este es el enlace ¿A que es curioso?

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo que voy a decir a lo mejor es una barbaridad, pero me pregunto si llevar dos carritos individuales puede ser también una opción, con sus pros y contras a barajar.

Bueno, no sé, por animar el debate más que nada.

Saludos desde Moscú

Álvaro

ANABEL dijo...

Desde la experiencia que me confiere andar por el tercer carrito te digo.
1) Que tienes razón, todo requiere un estudio pormenorizado de vuestras circunstancias.
2) Que es más que posible que el primero que compréis no sea el último.
3) Que yo no compraría dos sueltos, porque imposibilita que una persona se haga cargo de los bebés, ya que aunque hay aparatos para unirlos, el peso es tremendo, y no se conduce bien.
Los he tenido largos y anchos. Unos me han dado una utilidad para unas cosas y otros para otra. Tienes el dolor de cabeza asegurado, así que te voy a hacer una última recomendación. Optad por lo que os sea más práctico.
Besitos desde Badajoz

Martina dijo...

Para nosotros escoger el carrito gemelar fue una auténtica odisea. Lo pasamos muy mal y nos agobiamos un montón... y la verdad es que no había para tanto. Al final una amiga nos dijo que en una tienda (1000bebes) tenían asistencia telefónica muy eficiente, y acabamos por llamarles y comprarles a ellos. En Internet se encuentran muy buenas ofertas, pero siempre va bien que te asesoren un poco.
Martina