Lilypie Third Birthday tickers

Lilypie Third Birthday tickers

martes, 6 de enero de 2009

La Tripa (III)

Nos encontramos ante una nueva entrega de la novela por entregas "La Tripa de Carmen", en concreto la correspondiente a la semana 30.



La tripa sigue creciendo, los dos renacuajos ya no son tan renacuajos y van reclamando su espacio vital, así que no queda más remedio que darles más espacio. Las dos abuelas dicen que es grande, sí, pero no tanto, que esperaban que a estas alturas tuviera más tripa. No sé yo, quedan unas 7 semanas y en este tiempo los dos monos tienen que como mínimo duplicar su peso, así que creo que mejor que le quede margen.

Por otro lado, estamos ya bastante avanzados en cuanto a los trastos que hay que preparar para los peques: ya tenemos minicunas (hemos aprovechado la de nuestro sobrino Pedro y nos han regalado una igual), bañerita, coche gemelar, bastante ropa de tamaño diminuto y muy pequeño (no tenemos casi de tamaño 3 meses, pero ya llegaremos a ese momento cuando lleguemos), esterilizador de biberones, etc. Nos faltan cosas todavía, pero se va reduciendo la lista. Lo siguiente será lo que nos falta para la famosa canastilla (lo que hay que llevar al hospital).

Ya tenemos medio decidido que si llegan a una semana decente vamos a ir al 9 de Octubre y no a La Fe. El servicio de neonatos de La Fe es muy bueno, pero el de ginecologia-obstetricia (quienes se encargan de traer los niños al mundo) no nos gusta demasiado, tanto por referencias, como por lo que sale en las noticias, como por lo que pudimos ver en persona cuando Carmen estuvo ingresada unos días allí a principio de embarazo. Así que si aguantan un poquito más nos iremos al 9 de Octubre y que sea el Dr. Pardo quien los haga salir.

Mañana vamos al IVI a que nos hagan otra eco (¡si, otra más!). A ver que nos cuentan .

2 comentarios:

muermi king dijo...

Decidle a las abuelas que tengan paciencia, que ya tendrá barriga, ya... En cuanto a lo del hospital, mi recomendación es ir, siempre que sea posible, con el doctor que mejor feeling os dé, porque los momentos del parto son bastante tensos y una cara conocida y de confianza ayuda a tranquilizar un poco la cosa...

ay, qué poquito os queda...

ANABEL dijo...

Sin estrés, sin estrés. Lo que no se pueda aviar antes, se hace después, no pasa nada, nada, nada. Que Carmen se cuide y luego id al sitio que os de más confianza, ya que tenéis esa posibilidad.
Besos gordos